Suscríbase a nuestro boletín de noticias

Nuestras mejores noticias, una vez al mes. Garantizamos que no hay spam y que está lleno de buenos consejos.

Gracias. Hemos recibido su envío.
¡Uy! Algo salió mal al enviar el formulario.
13 de marzo de 2023

Dentistas y agotamiento: comprender y prevenir el agotamiento

Ser dentista puede ser una profesión increíblemente gratificante, pero también conlleva una serie de retos únicos que pueden conducir al agotamiento. De hecho, cuando los dentistas se comprometen a una vida de servicio a la salud y el bienestar de los demás, esto puede pasar factura, ya que puede resultar difícil mantener un equilibrio entre la vida laboral y personal ante una lista cada vez mayor de necesidades y expectativas de los pacientes. A esto se añaden las largas jornadas de trabajo asociadas a su segundo papel como empresarios: gestión administrativa, recursos humanos, organización y obligaciones, etc. El burnout entre los dentistas es cada vez más frecuente. Comprender este fenómeno y saber cómo identificarlo y prevenirlo es imperativo en nuestra profesión. Entonces, ¿qué es el burnout, cómo pueden prevenirlo los dentistas y cómo puede intervenir la tecnología? Veámoslo.

¿Qué es el burnout?  

El burnout es un estado de estrés crónico que conduce al agotamiento físico y emocional, al cinismo, al desapego de las actividades laborales y a una menor sensación de realización. Es un proceso que se desarrolla a lo largo del tiempo. Afecta a personas de todo tipo de profesiones, pero es especialmente frecuente entre quienes trabajan en el sector sanitario. 

El agotamiento puede ser consecuencia de diferentes problemas: 

  • Carga de trabajo tanto en intensidad como en duración: exceso de trabajo, organización pesada y compleja, presión continua, jornada laboral larga, ...
  • La carga emocional: tratar casos graves y enfrentarse al sufrimiento psicológico de los pacientes, gestionar la ansiedad, ... 
  • Obligaciones, normas, leyes, tarifas que impiden la autonomía y la elección para la propia consulta o los pacientes. 
  • Inseguridad sobre el desarrollo financiero de la consulta y los costes: miedo a no poder gestionar la consulta, estigma familiar y social por los riesgos que conlleva.

En el caso de la profesión dental, se trata de cargas de trabajo pesadas, tecnologías en constante cambio a las que hay que adaptarse, tiempo dedicado al papeleo y las tareas administrativas, la presión de las expectativas de los pacientes y la falta de conciliación de la vida laboral y familiar. Además, los dentistas a menudo tienen que estar disponibles para los pacientes en situaciones de emergencia, lo que puede añadir una capa extra de estrés.

¿Cómo se produce el agotamiento? 

Cuáles son las fases previas: 

El burnout es un síndrome insidioso que se instala lentamente y generalmente en 5 fases: la fase de luna de miel, la fase de desilusión, la fase de resistencia, la fase de abandono gradual y, por último, la implosión que desencadena el burnout.  

En la fase de luna de miel, los individuos pueden tener una sensación de entusiasmo, emoción y energía hacia su trabajo. Esto suele ir acompañado de una sensación de logro y satisfacción cuando experimentan sus primeros éxitos en su puesto. 

La fase de desilusión se produce cuando el individuo empieza a sentirse abrumado por las exigencias del trabajo. Las tareas pueden volverse más difíciles o tediosas, lo que provoca sentimientos de aburrimiento o estancamiento. Esto puede manifestarse en emociones más negativas como la frustración, el resentimiento y el cinismo. 

En la fase de resistencia, los individuos pueden intentar combatir los sentimientos difíciles aumentando sus esfuerzos y su compromiso con el trabajo. Pueden invertir más tiempo o energía en su trabajo para recuperar la sensación de control. Sin embargo, esto suele conducir a mayores niveles de estrés y frustración. 

La fase de abandono gradual es la cuarta etapa en la que las personas pueden empezar a aceptar que sus esfuerzos no están marcando una diferencia significativa y pueden tener dificultades para gestionar sus emociones. Pueden empezar a desvincularse emocionalmente del trabajo y a desentenderse de las tareas. 

La quinta y última etapa antes del agotamiento es la fase de agotamiento. En esta fase, las personas pueden experimentar sentimientos de agotamiento, apatía y desesperanza. Pueden retirarse completamente de su trabajo, a menudo sintiéndose abrumados e incapaces de hacer frente a la situación. 

Estas etapas no se experimentan necesariamente de forma lineal y pueden variar considerablemente en función de la situación o el entorno laboral de cada persona. Es importante reconocer los signos de preagotamiento para abordarlos y gestionarlos antes de que desemboquen en el agotamiento.

¿Cuáles son las señales de alarma? 

La fase de preagotamiento puede provocar una multitud de síntomas que hay que vigilar: 

Físicos: Los síntomas físicos del preagotamiento pueden incluir dolores de cabeza, tensión muscular, problemas digestivos, dolor en el pecho y palpitaciones. En los casos más graves, las personas pueden experimentar un agotamiento extremo y un fuerte deseo de evitar la actividad física. Además, pueden tener dificultades para conciliar el sueño o permanecer dormidos debido a pensamientos acelerados o preocupaciones persistentes sobre su situación. Cuando aparece la fatiga, puede provocar malas posturas, dolor de espalda y otros dolores musculoesqueléticos.

Comportamiento: Las personas en la fase previa al agotamiento pueden recurrir a estrategias de afrontamiento poco saludables, como el abuso de sustancias, los comportamientos de evitación y los hábitos autodestructivos. Pueden volverse más irritables con los demás y ceder fácilmente a las rabietas. Para hacer frente al estrés, también pueden caer en la procrastinación o el perfeccionismo. 

Cognitivos: Los síntomas cognitivos pueden incluir dificultad para concentrarse, mala memoria, indecisión y una mayor tendencia a cometer errores. Las personas en la fase previa al agotamiento también pueden sentirse mentalmente "nubladas" o desconectadas de su trabajo y sus responsabilidades.

Emocionales: Los síntomas emocionales son comunes en la fase previa al agotamiento e incluyen sentimientos de ansiedad, depresión, desesperanza e impotencia. Las personas en esta fase también pueden tener dificultades para tomar decisiones, experimentar falta de motivación o ambición y tener pensamientos negativos sobre su propio rendimiento.

Prevenir el agotamiento:

La clave para prevenir el agotamiento es identificar pronto las señales de alarma para poder actuar antes de que la situación se vuelva demasiado abrumadora. Si alguna de estas señales te resulta familiar, hay varias medidas que puedes tomar para combatir el agotamiento: 

  1. Escucha las necesidades de tu cuerpo, descansa, recarga las pilas, dedica tiempo a la actividad física, tómate unas vacaciones para tomar distancia. Establece límites claros con tu trabajo para respetar tu vida privada y disciplínate para respetarlos. 
  2. Reconozca sus límites y defina lo que no es aceptable para usted. Identifica las tareas que complican o dificultan tu día a día y externalízalas, delega o automatiza. 
  3. Hable (!) con sus colegas, familiares o profesionales sanitarios para obtener apoyo en la gestión de este síndrome. 
  4. Esté atento a los colegas y compañeros de trabajo que puedan encontrarse en una situación similar. 

Es importante recordar que es posible tener una carrera satisfactoria y plena como dentista, siempre que se dedique tiempo a prevenir y tratar los efectos negativos del burnout.  

El agotamiento es un problema muy real para muchos dentistas hoy en día. Al comprender las causas del agotamiento y aprender a reconocer las señales de advertencia, los dentistas pueden tomar medidas proactivas para evitarlo en sus propias vidas. Tomar descansos regulares a lo largo del día, establecer límites entre la vida laboral y personal, dormir bien por la noche y hacer ejercicio con regularidad son medidas clave para prevenir el agotamiento en los dentistas, así que asegúrate de cuidarte. Con las estrategias adecuadas, el agotamiento no tiene por qué ser inevitable.

Consejo: ¡también puede adoptar tecnologías que le ayuden en sus tareas diarias! 

La tecnología puede ser una poderosa herramienta para ayudar a prevenir el agotamiento. Al aprovechar elementos como la automatización, la comunicación y los recursos en línea, la tecnología puede ayudar a reducir el estrés y a gestionar las cargas de trabajo de forma más eficaz. De hecho, las herramientas de automatización pueden ayudar a agilizar las operaciones y liberar tiempo para que los empleados se centren en tareas importantes, al tiempo que reducen la carga de cambiar constantemente de una tarea a otra o de gestionar tareas mundanas. Las herramientas de comunicación pueden ayudar a mantener a los equipos conectados y crear un espacio para el diálogo sano, permitiendo a los compañeros compartir dificultades y proporcionar apoyo. Por último, recursos en línea como aplicaciones de productividad, software de organización y herramientas de gestión del tiempo pueden ayudar a los empleados a gestionar mejor su carga de trabajo y mantenerse organizados. Utilizando la tecnología de esta manera, las organizaciones pueden tener un impacto sustancial en la productividad y el confort de los empleados.

Una aplicación comoAllisone puede facilitarle la labor docente en el sillón, automatizar ciertas tareas administrativas que consumen mucho tiempo, facilitar la transmisión de información dentro de la consulta y dar más autonomía a sus asistentes dentales a la hora de atender las preguntas de los pacientes. 

En Allisone, nuestra actividad principal es la comunicación con el paciente, pero Allisone también se ha diseñado para simplificar el día a día de los facultativos, reducir la carga de trabajo y mejorar la tasa de aceptación de presupuestos. Si desea automatizar ciertas tareas en su consulta, descubra Allisone reservando una demostración de 20 minutos: https://calendly.com/decouvrir-allisone/demo-allisone?month=2023-02

Recibe las últimas noticias de Allisone en su buzón

Nuestras mejores noticias, una vez al mes.
Garantizamos que no hay spam y que está lleno de buenos consejos.

Allisonecomo responsable del tratamiento, trata los datos personales recogidos en este formulario con el fin de atender su solicitud. Para más información, consulte nuestra política de privacidad
Gracias. Hemos recibido su envío.
¡Uy! Algo salió mal al enviar el formulario.

¿Aún no eres usuario de Allisone?

Descubre lo que Allisone puede hacer

DESCUBRE ALLISONE