Suscríbase a nuestro boletín de noticias

Nuestras mejores noticias, una vez al mes. Garantizamos que no hay spam y que está lleno de buenos consejos.

Gracias. Hemos recibido su envío.
¡Uy! Algo salió mal al enviar el formulario.
19 de abril de 2022

Nuevas tecnologías en la salud: ¿por qué integrarlas en su consulta?

Aplicaciones, objetos conectados, teleconsulta, historia clínica electrónica o reserva de citas online... Las nuevas tecnologías de la información y la comunicación ya forman parte de nuestra vida cotidiana ya forman parte de nuestra vida cotidiana y están transformando la forma de abordar y practicar la medicina. Mientras algunos temen que distorsionen la relación entre médicos y pacientes, otros los ven como una oportunidad para la práctica de la medicina. Hacemos balance.


Cibersalud: el futuro de la medicina ya está aquí

No tiene sentido esconder la cabeza en la arena: las nuevas tecnologías están a nuestro alrededor. Al automatizar ciertas tareas laboriosas y liberar el tiempo de los médicos, les permiten concentrarse en el trabajo típicamente médico, formarse, investigar, desarrollar la capacidad de escucha y la empatía, etc. Para los pacientes, ofrecen mejor información, seguimiento y apoyo. He aquí algunos ejemplos de las nuevas tecnologías que conforman la "e-salud ":

  • Aplicaciones móviles: Desde la reserva de citas hasta el seguimiento del tratamiento, desde la recogida de opiniones de los pacientes hasta la prevención del dolor de espalda... hay una aplicación para casi todo. Si se utilizan correctamente, pueden ahorrar mucho tiempo administrativo y ayudarle a mantener buenas relaciones con sus pacientes.
  • Telesalud: se refiere a todos los servicios sanitarios -diagnóstico, tratamiento, educación, concienciación, prevención, autocuidado- a los que se accede a distancia, especialmente a través de aplicaciones móviles. Los pacientes y los médicos utilizan cada vez más las plataformas de teleconsulta, reserva de citas o resultados de pruebas en línea. Estos servicios son especialmente útiles en épocas de COVID-19, pero también y sobre todo para la atención de personas aisladas, con movilidad reducida o que viven en zonas con escasez de médicos.
  • Objetos conectados: los tensiómetros, oxímetros, medidores de glucosa en sangre, pastilleros, básculas, etc. existen en versión "conectada". Permiten seguir y monitorizar determinados aspectos de la salud del paciente de forma suave y no intrusiva. Algunos de estos objetos pueden incluso administrar un tratamiento, como la bomba de insulina conectada.

Las nuevas tecnologías facilitan el trabajo de los profesionales y la vida de los pacientes. Para hacer frente a los retos que representan, sólo hay dos imperativos: ¡informarse y formarse!


Un recurso excepcional para la medicina

Veinticinco años después de la aparición de los primeros modelos predictivos y de ayuda a la decisión en odontología, la IA ha mejorado mucho técnicamente. Incluso se ha convertido en un método reconocido para identificar a un paciente con riesgo de desarrollar cáncer oral. Pero su contribución va mucho más allá de este tipo de diagnóstico. He aquí algunos ejemplos de sus aplicaciones recientes:


  • Gestión de pacientes: los "asistentes virtuales inteligentes " pueden ahora ayudar al dentista a organizar los expedientes de los pacientes realizando tareas como la reserva de citas y el suministro de información. A continuación, prestan asistencia analítica al profesional para establecer el diagnóstico y el plan de tratamiento, destacando determinados elementos del expediente del paciente.
  • Ortodoncia: la IA se utiliza ahora en todo el proceso de tratamiento de ortodoncia. Este es uno de los principales avances de los últimos años. Gracias a los escáneres de adquisición en 3D, los profesionales pueden evaluar las anomalías y fabricar aparatos ortopédicos a medida. Utilizando un modelo predictivo del tamaño de los dientes no erupcionados, la IA decide entonces qué presiones y direcciones aplicar a cada diente, reduciendo los errores y el tiempo de tratamiento.
  • Radiología: Junto con los sistemas de imagen como la resonancia magnética o el haz cónico (CBCT), la IA puede identificar minúsculas desviaciones estructurales invisibles para el ojo humano. Los profesionales del sector lo utilizan, por ejemplo, para diagnosticar caries proximales o localizar ganglios anómalos.
  • Periodoncia: los modelos de IA pueden ahora detectar la periodontitis y clasificar a los pacientes según la agresividad o cronicidad de la enfermedad.
  • Robótica: El ejemplo del sillón dental es seguramente uno de los más representativos del uso beneficioso de la IA en la odontología. De hecho, la IA ha transformado totalmente el sillón dental, que ha pasado de ser una versión hidráulica convencional a una versión totalmente eléctrica y accionada por sensores. Recientemente, pueden incluso activarse mediante comandos de voz, ahorrando los movimientos del profesional y limitando los riesgos de contaminación. No está lejos el día en que los sillones dentales sean capaces de medir el peso, las constantes vitales o el nivel de ansiedad de los pacientes que se sientan en ellos.


Innovación en IA: Estados Unidos y China a la cabeza, Europa a la zaga

Reconozcámoslo: la IA está todavía muy lejos de poder "replicar" la inteligencia humana. Por el momento, los algoritmos que componen la IA sólo pueden tomar decisiones a partir de casos sencillos en áreas definidas. Sin embargo, los humanos deben supervisar y juzgar concienzudamente los resultados obtenidos por la IA, y corregirlos si es necesario. De hecho, a medida que la IA se hace más frecuente en nuestras vidas y que las arquitecturas algorítmicas se vuelven más complejas, los riesgos de sesgo y de uso incontrolado o malicioso se hacen más frecuentes. Numerosos grupos de trabajo abordan las cuestiones éticas que plantea la IA, sobre todo en lo que respecta al uso y la protección de los datos.

Si se controla adecuadamente, la IA representa una oportunidad fenomenal en una amplia gama de campos, entre ellos la medicina. De hecho, la IA y las nuevas tecnologías que trae consigo desempeñarán -y ya están desempeñando- un papel importante en la evolución de los métodos diagnósticos y terapéuticos.


Con el aumento exponencial de la capacidad informática, la investigación médica se acelera. Cada día analiza más información, archivos o resultados de imágenes. Así, casi a diario aparecen nuevas tecnologías. Los robots estarán a la vanguardia de las nuevas tecnologías para su uso en medicina. De hecho, ya están ayudando a muchos cirujanos y realizando operaciones a distancia, por ejemplo. La impresión 3D también tiene un brillante futuro por delante.

En resumen, las nuevas tecnologías ya forman parte del ecosistema médico y están destinadas a desarrollarse, para mejorar las vías de atención y la vida cotidiana de los médicos.


Recibe las últimas noticias de Allisone en su buzón

Nuestras mejores noticias, una vez al mes.
Garantizamos que no hay spam y que está lleno de buenos consejos.

Allisonecomo responsable del tratamiento, trata los datos personales recogidos en este formulario con el fin de atender su solicitud. Para más información, consulte nuestra política de privacidad
Gracias. Hemos recibido su envío.
¡Uy! Algo salió mal al enviar el formulario.

¿Aún no eres usuario de Allisone?

Descubre lo que Allisone puede hacer

DESCUBRE ALLISONE